martes, 6 de agosto de 2013

Entró por chimenea para robar y murió atascado

Un joven era buscado hace 25 días y finalmente fue localizado en una quinta de la localidad bonaerense de Junín. Quedó atrapado en la parte más angosta a la altura de los hombros y falleció. Tenía antecedentes penales.

Según informaron fuentes policiales, un joven que estaba desaparecido desde hacía 25 días fue encontrado muerto este domingo dentro de una chimenea en una quinta de la localidad bonaerense de Junín, gracias a la denuncia de los propietarios por el fuerte olor a descomposición que emanaba del lugar. Los investigadores creen que había querido entrar a robar.
El hallazgo del cuerpo de Jonatan Puente (20) se registró el domingo por la tarde en una finca ubicada en Lartigau y Aconcagua, del barrio Villa del Parque, en la mencionada localidad del noroeste bonaerense.
 Desde el miércoles, los propietarios de la quinta Alfredo Aguiar y su esposa comenzaron a percibir fuertes olores y  pensaron que podría ser de algún animal muerto en el lugar, hasta que comprobaron que provenía de la chimenea de la casa, donde encontraron el cuerpo de una persona que estaba aprisionada y llamaron al número de emergencias 911.
De acuerdo a los voceros, los efectivos de la DDI encontraron entre las prendas de vestir el documento de identidad de Puente, cuyo cuerpo estaba en avanzado estado de descomposición y fue retirado para que se le practicara la autopsia correspondiente en la morgue judicial.
Los médicos forenses determinaron que el joven murió por “sofocación” y descartaron la hipótesis del homicidio porque el cadáver no tenía signos de violencia y.
Un jefe encargado de la investigación dijo que Puente tenía varios antecedentes penales, por lo que siempre estuvo la hipótesis de que su desaparición podía haber ocurrido en el marco de algún hecho delictivo.
Además, el vocero indicó que si bien se presume que el joven intentó ingresar a la quinta solo, no descartan que haya tenido un cómplice.
 
Télam