domingo, 11 de agosto de 2013

Cierran las urnas y sondeos dan ventaja a Massa y Michetti

Las boca de urna a las 18 muestran cifras similares a las encuestas previas. En el caso de la provincia de Buenos Aires, con un margen ajustado entre Massa e Insaurralde. La cantidad de votantes habría sido menor a los anteriores comicios.

Tras una larga campaña electoral como termómetro de cara a los comicios legislativos de octubre, se cerraron las puertas de los colegios donde se desarrollaron hoy las Primarias Abiertas y Simultáneas Obligatorias (PASO) en todo el territorio argentino.
Las encuestas boca de urna muestran hasta el momento un ajustado triunfo del intendente de Tigre, Sergio Massa, en la provincia de Buenos Aires, por sobre el kirchnerista Martín Insaurralde, en torno a un 33% contra 30%, ubicando en tercer lugar a Francisco de Narváez y en cuarto a Margarita Stolbizer.
En la Capital no se ven sorpresas, y la candidata del PRO al Senado, Gabriela Michetti, se impone claramente como mostraban las encuestas.
El ministro del Interior, Florencio Randazzo, informó que los primeros resultados de las elecciones primarias se conocerán desde las 21.
Hasta poco antes de las 18, según los datos oficiales había votado cerca de 60% del padrón electoral que agrupa cerca de 30 millones de ciudadanos en todo el país, para elegir los candidatos de octubre para los siguientes cargos electivos nacionales: 127 diputados nacionales, en todas las provincias y en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, y 24 senadores en las provincias de Tierra del Fuego, Entre Ríos, Salta, Neuquén, Chaco, Río Negro; Santiago del Estero y la Ciudad de Buenos Aires.
Estas elecciones primarias son las segundas que se desarrollan en el país tras la aprobación de la Ley Electoral N°26.571 en el año 2009. Las primeras PASO se desarrollaron en 2011.
La particularidad de estas elecciones es la posibilidad de que jóvenes de 16 estén habilitados a votar tras la aprobación del Congreso el año pasado.
Otro detalle es que no se firma ni se sella el DNI, si que el votante recibe un troquel como constancia de voto.